4 Pasos Fáciles Para Cambiar la Vibración al Instante y Calmar los Nervios

publicado en: Tecnicas | 0

¿Tienes un día horrible? ¿Sientes que no tienes fuerzas ni ganas de hacer nada? ¿Tienes un nudo en el estómago? ¿Tienes una preocupación que te reconcome sin cesar? Has llegado al lugar correcto: descubre 4 pasos sencillos que te harán cambiar la vibración al instante. ¡Cambia tu día!

Intentamos por todos los medios estar centrados, tener la vibración alta, tener buenos pensamientos… pero todo es muy fácil cuando todo nos va más o menos bien. Entonces no cuesta nada tener una buena vibración.

El problema comienza cuando llega a nuestra vida una situación que nos perturba. Derrepente se nos pone un nudo en el estómago, casi parece que podemos notarlo girar y girar sin parar. Una molestia constante que no nos deja tranquilos, incluso nos hace que tengamos que ir corriendo al baño urgentemente…

Para colmo el cerebro no para, casi nos sale hasta humo por la cabeza. Siempre pensando en lo mismo una y otra vez. Y que no venga nadie a hablarte de sus cosas porque aunque lo oigas no lo escucharás. Y que no te hagan pensar más de la cuenta, que no vengan a preguntarte si quieres para cenar pollo o hamburguesa porque tu cabeza no está para pensar en algo tan complicado.

Mujer con pensamientos negativos

Entonces piensas en la vibración y dices dónde estará ahora cuando más se la necesita. Si tan espiritual intento ser, ¿cómo es que todavía hay asuntos que me quitan el sueño y las ganas de hacer nada? Porque en estos casos no quiero oír ni hablar de la meditación, del respirar… ¡no tengo fuerzas ni para eso! solo quiero lamentarme, compadecerme y esperar a que llegue mañana y con suerte me encuentre un poco mejor.

Tengo la vibración por los suelos, mi estado de ánimo esta bajo cero, y mi capacidad de responder ante cualquier situación es completamente nula. Entonces ¿Cómo voy a encontrar una solución a mi problema? Es evidente que en este estado no la encontraré.

¿Cómo salir de este bucle tan complicado? ¿Cómo quitar esos nervios del estómago?

Cuando nos encontramos ante un obstáculo para el que no encontramos solución, nos empeñamos erre que erre en estar ahí forcejeando con él, un tira y afloja con el que cuanto más tiramos menos encontramos la respuesta y peor nos sentimos. Pensamos y pensamos y cada vez están menos claras las cosas, lo que antes era azul ahora es verde, la solución parece más lejana que nunca y hacemos un gasto de energía agotador.

Baja la energía junto con la vibración, y sube la frustración, la falta de sueño, el fracaso, el estrés, los nervios, el dolor de estomago… Para colmo si esto solo dura un par de días pues de lo malo habremos pasado dos días horribles, pero, ¿Y si se mantiene en el tiempo? En seguida se verá reflejado en la salud. Adiós a nuestra buena salud.

¿La solución? Vamos a romper de una vez por todas esta situación.

Ya sabemos la fuerza creadora que tiene nuestro pensamiento, ya sabemos lo importante que es pensar en positivo, que lo positivo atrae a lo positivo, y que además, pensar en positivo aumenta la vibración. Ahora voy a decir la típica frase que solemos encontrar:

Piensa/Vibra en amor, prosperidad, abundancia y alegría para atraer todas estas cosas a tu vida.

Una frase muy buena si señor, ¿pero alguien me puede decir cómo narices se hace eso? Cambiar el chip cuando no tienes ni fuerzas ni ganas de pensar en cosas positivas y para colmo tu mente te está diciendo ¡déjate de tanta chorrada!

Bueno pues si, aunque nos cueste asimilarlo, la respuesta está dentro de nosotros.

Subir la vibración depende única y exclusivamente de nosotros mismos. Los problemas siempre van a estar ahí acechando.

Si me he quedado sin trabajo puedo lamentarme, hacerme la victima y pensar todo el rato lo desgraciada que soy, y que no valgo para nada. Pero lo que esta claro es que eso no va a arreglarme la situación. Sino que como decía antes me baja la energía y la salud, y me sube el estrés, el agobio, los nervios…

Así que esta opción hay que desecharla cuanto antes, ¿qué te echan del trabajo? desahógate, chilla, grita, llora… no guardes ninguna emoción dentro, pero una vez liberadas, vamos a centrarnos en subir la vibración.

Mujer llorando

Nos paramos, damos una pausa al problema, y vamos a subir nuestro estado de ánimo. Una vez este alto, te darás cuenta de que el problema ya no es tan dramático, que no se acaba el mundo, sino que se te ocurren 3 o 4 posibles soluciones que antes no eras capaz de vez, porque tu mente estaba ocupada torturándote.

LOS 4 PASOS FÁCILES QUE A MI ME FUNCIONAN PARA SUBIR MI VIBRACIÓN:

 

1 HACER ALGO DIVERTIDO QUE TE APASIONE

La mejor receta es comenzar haciendo algo que sea divertido para ti y te apasione. ¿Eres de los que cantas a pleno pulmón? o quizás prefieras bailar, leer, escribir, dibujar… ¡Diviértete!

Vamos a bailar para subir la vibración

Tal vez tengas que obligarte a comenzar, porque no tengas ganas siquiera para eso, pero vete poco a poco, sin agobios. Tómalo como un experimento a ver que pasa: Bueno, pues no tengo ninguna gana de ponerme a dibujar, pero voy a coger papel y lápiz y voy a hacer un garabato, sin expectativas.

Verás como ese garabato lleva a otro, y luego a otro casi sin darte cuenta.

A mi me ha funcionado, escribir este artículo ha sido algo liberador que me ha cambiado la vibración al completo.

2 TIEMPO PARA UNO MISMO

Tomate tu tiempo para tí. Aíslate durante un rato. Aléjate de las quejas/penas de los demás, de las noticias catastróficas, de las publicaciones del facebook de secuestros y maltratos…

3 OBLIGARSE A CAMBIAR LOS PENSAMIENTOS NEGATIVOS POR POTENCIADORES

Toma la decisión firme de cambiar tu vibración. ¿Cómo? Muy fácil. Olvidándote de los pensamientos malvados tipo “todo me pasa a mi”,”no se hacerlo”, “que mala suerte tengo”, o el típico “me echaron un mal de ojo”. Y obligándote conscientemente, razonando, a cambiarlos por otros más positivos y potenciadores tipo a: “bueno esta es una oportunidad de oro para descubrir lo que soy capaz de hacer por mi misma”, “con esto descubriré que soy capaz de afrontar los problemas y solucionarlos”.

Es increible como puede cambiar tu vida cuando decides cambiar un pensamiento

Aunque suene desconcertante, hay que centrarse en los beneficios que nos ha podido traer ese conflicto a modo de aprendizajes personales: “gracias a que me ha pasado esto me he dado cuenta de los amigos tan maravillosos que tengo”, “gracias a este conflicto he conocido a una persona que me esta ayudando muchísimo”, “gracias a este conflicto me he cogido 15 días de vacaciones”, “gracias a este conflicto he pintado un cuadro excepcional”.

Ya que nos pasan cosas y nos seguirán pasando, aprovechémoslo a nuestro favor. Aprovechemos cada piedra del camino para crecer, evolucionar y aprender.

4 AGRADECER

Ahora llegó el momento de agradecer. Mira a tu alrededor estés donde estés y agradece los pequeños milagros que tienes a tu alrededor, porque estamos rodeados de milagros a todas horas, todo es un milagro.

Agradecer y apreciar lo que tienes hoy, te abrirá las puertas de la abundancia de mañana.

Si estas en casa en el sofá, agradece que una persona diseñó el sofá, otra lo elaboró, otra lo llevó a una tienda… y todo eso fue para que tú en este momento pudieras estar disfrutando de una plácida tarde de sofá. ¡Gracias!

Agradecer los Milagros Diarios

Si estas mirando para la pantalla de tu ordenador, piensa en todos los ingenieros que trabajaron para hacer cada uno de los chips o componentes informáticos de tu ordenador,en chicos y chicas estudiando fuertemente carreras universitarias para diseñar estos componentes. Gracias a todas esas personas, tu puedes hoy estar leyendo este texto, o cualquier otro, en la pantalla de tu ordenador. ¡Agradece!

La gratitud es la clave que convierte los problemas en bendiciones y lo inesperado en regalos.

Con estas cosas tan sencillas, verás que en menos de una hora te vas a encontrar ya mucho mejor. Y de aquí para arriba, todo suma.

Llegados a este punto, una meditación sería fabulosa para conseguir todavía un nivel más alto de vibración, pues ahora ya tienes el humor necesario para ponerte a meditar.

Has conseguido romper ese bucle torturador y ya ves la luz al final de túnel. Ahora con esa nueva fuerza:

¡Vamos a comernos el mundo!

¿Te ha gustado este artículo?,¿Te ha ayudado para cambiar tu vibración? ¿Qué otro método utilizas para aumentar la vibración? Déjame un comentario 🙂

 

 

 

 

 

¡¡GRATIS!!
¡Recibe de regalo una lectura de Registros Akáshicos!

Suscríbete a mi blog y entra automáticamente en los sorteos mensuales de una pregunta GRATIS a tus Registros Akáshicos. Además recibirás los nuevos artículos que escriba en el blog: terapias alternativas, canalizaciones, técnicas energéticas... ¡Y mucho más!

100% libre de SPAM. Responsable: Fuegovioleta.es Fin del tratamiento: Utilizaré la información que me proporcionas en este formulario unicamente para ponerme en contacto contigo. Legitimación: Tu consentimiento. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal. Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido. Contacto: info@fuegovioleta.es Información adicional: Consulta la información detallada sobre Protección de Datos en nuestra política de Privacidad.

Dejar una opinión